La tradicional visita al doctor reimaginada

Parsley Health tiene un concepto y acercamiento a la salud muy diferente a cualquier otra clínica. Tiene la misión de fomentar una estrecha relación médico-paciente a largo plazo en la que ambas partes se comprometan a abordar las causas de los problemas de salud.

La primer visita empieza muy diferente a cualquier otra experiencia médica. El primer paso consiste en que alguien de la clínica vaya a tu casa a hacerte un examen de sangre. Se lo llevan y lo analizan en sus laboratorios. Posteriormente llenas un cuestionario en línea donde las preguntas van desde tu historial médico, el de tus familiares hasta preguntas relacionadas con la felicidad y tus relaciones afectivas pasadas y presentes.

Después de completar estos pasos estas listo para visitar al doctor donde el analiza toda esta información y así puede ver toda la situación de una persona antes de diagnosticar un sólo problema. El fin de esta metodología es poder asesorar las causas que están causando dolores o enfermedades. Lo que se dieron cuenta es que hay muchas veces que el inicio de un síntoma puede estar ligado a cosas externas al cuerpo como el estrés, alergias o alguna situación emocional; en vez de prescribir medicina de inmediato buscan alternativas para tratar estos problemas y curar desde la raíz el problema médico que puedan presentar.

De igual manera cuentan con un equipo de doctores internistas y especialistas para que puedan recetar o hacer una cirujía en caso necesario.

Según el fundador, Dr. Robin Berzin, denomina estas prácticas como medicina funcional, un enfoque clínico que analiza “a  una persona completa, en lugar de mirarlo en un instante en el tiempo.”

Video e imagen destacada: Parsley Health

DEJA UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.