Convierten lotes vacíos en colmenas gigantes

En los últimos años, las abejas han enfrentado una crisis grave: están desapareciendo. Esto se debe a distintas amenazas: la destrucción de su hábitat, el uso abusivo de algunos pesticidas, y el cambio climático. Es preocupante porque de ellas depende la reproducción de un sin fin de plantas vitales para la humanidad y otras especies.

Timothy Paule y Nicole Lindsey son una pareja decididos a transformar Detroit. Juntos, crearon una organización para conservar a las abejas y crear una experiencia para la comunidad donde pudieran, además de colaborar, aprender sobre ellas y su importancia dentro del ecosistema.

 

La organización sin fines de lucro Detroit Hives se dedica a comprar lotes de estacionamiento vacíos para convertirlos en colmenas y granjas de abejas a partir de alianzas con compañías. Estos lugares funcionan también como centros para educar a la comunidad sobre la importancia de las abejas en el ecosistema.

Detroit: a great place to BEE.

DEJA UN COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.